Nuevo León sin agua y sin plan para solucionar crisis

Nuevo León no cuenta con un “Plan B” para enfrentar un eventual desabasto generalizado de agua en caso de que las condiciones climatológicas en materia de lluvia no mejoren, reconoció Agua y Drenaje de Monterrey.

Y es que proyectos para abastecer la creciente demanda metropolitana nunca se concretaron o algunos van para largo.

Es el caso del acueducto con el que se traería agua del Río Pánuco a Nuevo León el cual está suspendido indefinidamente.

Otro más es la presa Libertad que está en construcción e implicará años su construcción.

El único “plan”que se tiene contemplado, señaló el director de la paraestatal, Gerardo Garza González, es recortar el suministro principalmente durante las noches hasta que llueva y se recarguen las fuentes.

“El plan es suministrar agua de las fuentes alternas, no hay ninguna otra acción aparte de la que estamos emprendiendo que es el suministro de agua con la batería de pozos que estamos equipando; actualmente no hay otro plan”, expresó Garza González.

El jueves pasado, se dio a conocer que la zona metropolitana de Monterrey está en riesgo de regresar a los conocidos “tandeos”, es decir, racionar el suministro de agua durante varias horas al día, como ocurría en los años 80.

Tambien te puede interesar...
Al menos 40 muertos en un atentado contra una escuela en Kabul, Afganistán

Dichos recortes, dijo el director de Agua y Drenaje de Monterrey, Gerardo Garza serían a partir de julio y agosto, para tratar de garantizar el consumo en los próximos 12 meses, pues ahora el servicio las 24 horas al día, sólo se estima para dos meses.

Tambien te puede interesar...
EUA y Europa darán ayuda urgente a la India, país que tiene 900 mil casos COVID en un día

Aunque se espera que para entonces las lluvias hagan su aparición, en caso de no ser así, y presentarse una problemática mayor, la paraestatal no cuenta con un proyecto más que el que la extracción de pozos que existen en la metrópoli.

“Interrumpir el servicio nada más, ese es el plan”, remarcó.

De momento, para garantizar el abasto, la paraestatal está realizando el equipamiento de pozos que estaban fuera de servicio como “batería de respaldo”, cuya función es bombear agua de la parte más baja del vaso del mismo embalse, que este vaya a la primera estación de bombeo y posteriormente al acueducto y a la ciudad.

 

Con información de El Horizonte.

Start typing and press Enter to search